reciclaje

« Back to Glossary Index
Categories: Medioambiente
simbolo internacional de reciclaje

Reciclar un producto en desuso es transformarlo en otro o aprovechar sus materias primas para un uso posterior.

En los hogares ya es una práctica habitual separar los desechos no orgánicos y utilizar los contenedores específicos puestos a disposición de los ciudadanos por los ayuntamientos.

El color del contenedor indica el tipo de residuo a depositar:

En España:

  • azul: papel y cartones
  • verde: vidrio
  • amarillo: envases plásticos, brics, latas,
  • naranja: aceites usados (en envases)
  • blanco: medicamentos (en farmacias)
  • rojos: residuos hospitalarios, tóxicos y peligrosos
  • gris: residuos no compostables, no reutilizables y no reciclables
  • marrón: residuos orgánicos compostables

En algunas comunidades autónomas no existe el contenedor marrón para los residuos compostables, los cuales han de depositarse en el contenedor gris.

Una serie de residuos han de llevarse a los «puntos limpios» tales como:

  • Pilas y baterías
  • Electrodomésticos usados
  • Restos de pintura
  • Aceites minerales
  • Bombillas, fluorescentes
  • Aerosoles, productos químicos
  • Medicamentos
  • Muebles y otros objetos voluminosos
  • Madera
  • Ropa y zapatos
  • Escombros y chatarra (reforma vivienda)
  • Restos de jardín (podas)

Hay que tener en cuenta:

  • No todos los Puntos Limpios aceptan la totalidad de los residuos anteriormente citados.
  • En algunas ciudades existen varios contenedores específicos para ropa y zapatos, para pilas, y muchos ayuntamientos ofrecen servicios de recogida de muebles.

« Back to Glossary Index
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *